Todo lo que debes saber antes de adquirir una memoria RAM para tu PC gaming

Uno de los componentes más importantes en el rendimiento de un ordenador corresponde a la memoria RAM; ya que esta, en conjunto con el procesador y/o la tarjeta gráfica trabajan para ofrecer un buen desempeño en el equipo, ya sea para la corrida de videojuegos exigentes o cualquier otro programa que requiera de mayor capacidad.

En vista de los problemas de stock y sobreprecios que actualmente se presentan en el mercado tecnológico; lo cual impide que los usuarios adquieran un PC gaming con todos los componentes potentes; existe una alternativa que les permite repotenciar el ordenador con piezas individuales a un menor costo, ya sea cambiando el procesador por uno más eficiente o reemplazando piezas por otras de mayor capacidad, como es el caso de las memorias RAM.

De manera que, si tu PC cuenta con una tarjeta gráfica y deseas mejorar el rendimiento de tu equipo con hardware que lo complementen, una buena memoria RAM podría ser una opción viable. Sin embargo, como sucede con cualquier componente, resulta necesario conocer ciertos detalles que nos permitan seleccionar correctamente la más apropiada para el ordenador. Es por ello que, en esta ocasión estaremos dando un repaso por aquellos factores que debes tener en cuenta al momento de comprar una memoria RAM para tu PC gaming.

Aspectos a considerar al elegir una memoria RAM

A continuación, te mostraremos algunos de los aspectos más importantes que debes conocer para poder elegir la memoria RAM que mejor se adapte a las capacidades de tu ordenador, ya sea PC o laptop.

Velocidad y latencia del módulo

Iniciamos con un aspecto fundamental para el desempeño de la memoria RAM, se trata de la velocidad de trabajo del módulo y su latencia. De igual forma que como lo hacen las tarjetas gráficas y los procesadores, la velocidad de trabajo de este hardware se mide en MHz; mientras mayor sea el número, mejor será su rendimiento. Aunque, es necesario aclarar que este factor también va a depender del tipo de procesador que posea el ordenador, así como la generación a la que pertenece, pues en vista de esto se podrá conocer cuál es la frecuencia máxima de RAM soportada. Para conocer estos datos, lo ideal es acudir a la información proporcionada por el fabricante de cada CPU y verificar que la memoria RAM esté adecuada al procesador.

Para que tengas una idea más clara del panorama, te daremos como referencia un procesador Intel de generaciones pasadas, este tipo de componente no soporta un módulo RAM con más de 2666 MHz.

Ahora bien, en el caso de la latencia de la RAM, esta se identifica bajo la terminología «CL» acompañada de una o varias cifras; lo cual hace referencia a la velocidad a la que la RAM se comunica con el procesador expresada en milisegundos. A diferencia de la velocidad o frecuencia, mientras más baja sea la cifra, mejor será el rendimiento del equipo. Por lo general la latencia en los modelos del mercado vienen con CL 16 o CL 17; con lo cual no se presentará ningún problema.

Capacidad de memoria

Al igual que las unidades de almacenamiento, los módulos de RAM también poseen cierta cantidad de memoria, la cual varía en función a las necesidades de cada usuario. Mientras más cantidad de memoria tenga disponible, mejor será el desempeño del equipo en cualquier tipo de videojuego o programa exigente. Lo usual es que los ordenadores posean 8 GB de RAM, pues con ella se puede correr casi cualquier juego sin presentar problemas; más, sin embargo, con el paso del tiempo, el ordenador comenzará a saturarse y requerirá de un módulo más potente. Es por ello que las personas que se dedican a jugar a diario desde su ordenador optan por memorias RAM de 16 GB o incluso de 32 GB, de manera que les permitan tener un desempeño óptimo mientras disfrutan de las partidas.   

Por lo general las capacidades de este tipo de hardware varían entre 1 GB hasta 32 GB o más, aunque para utilizarla en una PC gaming, la cantidad de memoria mínima recomendada es de 8 GB, ya que una de menor capacidad no podrá cubrir las exigencias del videojuego.

Precio de una memoria RAM

Este factor siempre es importante, pues de él dependerá en gran parte la elección que puedas hacer entre un módulo u otro. Si lo comparamos con la tarjeta gráfica, la memoria RAM resulta una excelente opción, ya que su costo es mucho menor y ofrece un rendimiento bastante decente. Si deseas adquirir una RAM con latencias mínimas y frecuencias altas probablemente tengas que gastar un poco más de 100 euros; aunque si lo que quieres es utilizarla para jugar videojuegos, con una estándar de 16 GB será más que suficiente, siempre y cuando consideres las especificaciones del procesador de tu equipo y su compatibilidad.

Canales de módulos de RAM

Este aspecto te permitirá saber de qué manera funciona mejor la memoria RAM. Este tipo de hardware posee dos modalidades, la single channel que agrupa toda la memoria en un solo módulo y la dual channel que la distribuye en varios módulos. Por lo general, los ordenadores de sobremesa cuentan con 4 slots para RAM, mientras que en las laptops esta cantidad se reduce a la mitad por motivos de espacio.

Para que el rendimiento de este componente llegue a su mayor capacidad, se recomienda distribuir la cantidad de memoria en dos módulos iguales; es decir, hacer uso del dual channel. Esto se debe a que la memoria trabaja mucho mejor cuando reparte la carga de trabajo equitativamente y en simultáneo.

Es por ello que, se acostumbra a colocar 2 memorias de 8 GB, por ejemplo, y formar un PC gaming de 16 GB de RAM y no adquirir una única memoria con la misma capacidad.

Diferencia entre la memoria RAM para ordenador de sobremesa y la RAM para portátil

Antes de adquirir un módulo de RAM debes saber que, no todas las memorias son iguales, pues entre los portátiles y las PC de sobremesa existen ciertas diferencias. Esto quiere decir que, si eres usuario de laptop no puedes adquirir una RAM que ha sido diseñada para ordenador de escritorio o viceversa. Los módulos de RAM para PC se denominan DIMM, mientras que para los portátiles se les conoce como SO-DIMM.

En el caso de los ordenadores, estos tienden a ser más grandes y con disipadores más voluminosos. Pero para los portátiles, sus dimensiones se reducen debido al poco espacio disponible que poseen en su carcasa. Así que, antes de comprar un módulo de RAM asegúrate de que sus dimensiones correspondan al equipo que posees.

Como verás son muchos los factores que debes considerar al momento de adquirir una memoria RAM para potenciar tu PC o laptop gaming; y recuerda que no necesariamente debes invertir grandes cantidades de dinero para hacerte con un equipo lo suficientemente potente como para soportar cualquier videojuego. Basta con elegir las piezas adecuadas para tener una bestia en tu setup.  

Compartir noticia:
Salir de la versión móvil