La DAS es también un triunfo de Margrethe Vestager

Se llegó a un acuerdo político en la Unión Europea acerca de la nueva ley DSA

La DSA o Ley de Servicios Digitales, establece medidas contra el contenido ilegal y sobre la desinformación en la Web. Esta ley, hasta los momentos única en su género, obligará a las plataformas de redes sociales como Twitter o Facebook, a moderar el contenido que alojan.

La UE alcanzó un acuerdo político sobre la DSA, la ley que es considerada una primicia mundial en materia de regulación

Este sábado la Unión Europea alcanzó un acuerdo político sobre la Ley de Servicios Digitales (DSA), una normativa que establece medidas de control del contenido ilegal y la desinformación en Internet.

En cuanto al alcance de la ley, la naturaleza de los entes regulados y el lado innovador de la supervisión inherente; la nueva ley es toda una primicia mundial en el sector de la regulación digital, así lo resaltó el Consejo Europeo a través de un comunicado.

 El acuerdo se concretó luego de una maratónica última sesión de dieciséis horas de negociaciones entre el Parlamento, la Comisión y el Consejo europeos; dicha ley, única en su género, se encargará de obligar a plataformas sociales como Twitter, YouTube y Facebook a moderar el contenido que manejan.

La encargada de negociar por la parte de la Eurocámara, Christel Schaldemose; dijo en un comunicado que, la DAS contemplará nuevos estándares globales, además los ciudadanos recibirán un mejor control acerca de cómo usan sus datos estas plataformas en la web y las grandes compañías tecnológicas.

Lo que dijo Christel Schaldemose sobre la DSA

La DAS es también un triunfo de Margrethe Vestager

Por su parte, Margrethe Vestager, vicepresidente ejecutiva de la Comisión Europea y responsable de las carteras de Competencia y Digital; señaló por medio de un tuit que, la DSA se asegurará de que lo que es ilegal fuera de la Web, también se vea y trate como ilegal dentro del ciberespacio.

El acuerdo sobre esta extraordinaria pieza legislativa, la cual sirve de complemento a la ya aprobada Ley sobre Mercados Digitales; llaga después de casi año y medio de que la Comisión presentara su primera propuesta durante el mes de diciembre de 2020, con nuevas obligaciones para las plataformas sociales en la web.

El alcance, gobernanza y las sanciones contempladas en la nueva ley

La Ley de Servicios Digitales será aplicada a todos los intermediarios en la Web que presten servicios en el territorio de la UE; sin embargo, las plataformas online y los motores de búsqueda más grandes, que cuenten con más de 45 millones de usuarios activos al mes, estarán sujetos a exigencias más estrictas. Además, estarán supervisadas por la Comisión Europea en cooperación con los estados miembros de la UE.

Así mismo, los motores de búsqueda y las plataformas online podrán recibir multas de hasta un 6 % de su facturación global.

Llega como un mecanismo de crisis

En el actual contexto de la invasión rusa en Ucrania y el impacto particular en el área de la manipulación en la web, se ha añadido un nuevo artículo a la DSA que presenta un mecanismo de respuesta a la crisis.

De esta forma, la Comisión podrá exigirles a las plataformas más grandes el limitar cualquier amenaza urgente sobre sus plataformas. Dichas acciones específicas se encuentran limitadas a 3 meses.

La DSA exige una mayor responsabilidad

La innovadora ley también exigirá tanto a las plataformas online, como los mercados, y las redes sociales tomar medidas para la protección de sus usuarios de bienes y servicios y de contenidos ilegales.

Por su parte, los estados miembros y la Comisión tendrán acceso a los algoritmos de plataformas Web muy grandes y será establecido un procedimiento más claro de aviso y acción; donde las personas estarán facultadas para hacer denuncias sobre contenido ilegal en línea y las plataformas Web deberán actuar con rapidez para eliminar dicho contenido.

De igual manera, la DSA contempla garantías más severas para que las notificaciones sean procesadas de forma no arbitraria y no discriminatoria y con respeto a los derechos fundamentales; donde se incluye la protección de los datos y a la libertad de expresión.

También se deberá asegurar que los consumidores puedan adquirir productos o servicios seguros en la Web. Para lo cual se deberán fortalecer los controles que demuestren que la información ofrecida por los comerciantes sea confiable y ejecutar acciones para evitar que aparezca contenido ilegal en sus plataformas, hasta hacer uso de controles aleatorios inclusive.

También, las víctimas de violencia informática estarán mejor protegidas, sobre todo contra el intercambio no consentido (pornografía de venganza); con solicitud expresa de eliminación inmediata de este tipo de contenido.

La DSA y una Web mucho más segura

Una Web mucho más segura con la nueva DSA

En cuanto a las nuevas obligaciones de transparencia para las plataformas web, le permitirán a los usuarios estar mejor informados acerca de cómo se les recomienda el contenido y hacer la elección de al menos una opción no basada en perfiles.

Las personas tendrán además un mejor control acerca de cómo son utilizados sus datos personales; debido a que la publicidad dirigida estará completamente prohibida cuando se trate de datos confidenciales.

Las plataformas en línea a las que tienen acceso los menores de edad, deberán ejecutar medidas específicas para su protección, donde está prohibido completamente la publicidad dirigida.

Además, se les prohíbe a las plataformas cibernéticas la manipulación de las elecciones de las personas por medio de patrones oscuros; es decir, que los mercados y las plataformas en línea no deben llevar a los usuarios a utilizar sus servicios.

Por ejemplo, cuando le dan más importancia a una opción en particular por encima de las demás. O cuando instan al destinatario a cambiar su elección por medio de ventanas emergentes que interfieren.

Por otro lado, la cancelación de la suscripción de un servicio debe ser tan fácil como su suscripción; además los destinatarios de los servicios digitales deberán tener derecho a buscar reparación por cualquier pérdida o daño sufrido; a causa de las infracciones de las plataformas en línea.

En cuanto a la desinformación y contenido dañino

Esta ley obliga a las plataformas más grandes a evaluar y mitigar los riesgos sistemáticos y a someterse a auditorias independientes todos los años.

Las plataformas en línea que usen los llamados “sistemas de recomendación” o algoritmos que pueden determinar lo que ven las personas; deberán proporcionar por lo menos una opción que no esté basada en la elaboración de perfiles.

Ante los riesgos sistémicos de motores de búsqueda más grandes y plataformas en línea; la DSA establece la obligación de que los analicen todos los años y ejecuten un análisis para reducirlos; especialmente los contenidos ilegales con efectos adversos sobre los derechos fundamentales, la seguridad pública, procesos democráticos, violencia de género y sobre los menores. Y sobre todo en consecuencias graves para la salud psíquica o física de los usuarios.

En el momento en que el Consejo y el Parlamento den su aprobación final, la DSA será publicada en el Diario Oficial de la Unión Europea y entrará en vigencia 20 días después.

Compartir noticia: