Icono del sitio Noticias.info

Evidencia comprueba la presencia del llamado zorro grande en Uruguay

aguará guazú del guaraní zorro grande

vida del zorro grande

El pasado lunes, una persona logró captar la presencia de un zorro grande en el país uruguayo, un animal en peligro de extinción. A temprana hora de la mañana un empleado de una empresa salteña, realizó una grabación al percatarse de la presencia de este anima; dando a conocer que todavía existe en el territorio.

De acuerdo a la lengua guaraní, aguará guazú significa zorro grande. Esta especie habita en América del Sur y se encuentra protegida por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES); es inofensivo para las personas y se ha visto desplazado de su hábitat y reducido a vivir en zonas aisladas a causa de la caza.

No es la primera vez que dan testimonio de esta rara especie, en otras ocasiones se han filtrado algunas fotos del animal, así como videos. Sin embargo, no se ha podido localizar con certeza dónde se ha observado; siendo la grabación emitida por este trabajador la primera comprobación de que esta especie ronda las tierras de Uruguay.

La investigadora y bióloga especializada en mamíferos Alexandra Cravino,del Centro Universitario Regional del Este, manifestó su entusiasmo al saber que en Uruguay aún se encuentra el más grande zorro de América del Sur; existiendo como parte de la fauna en el país. 

La vida del zorro grande y su entorno natural

El aguará guazú es un cánido, familia de mamíferos como lobos, zorros y coyotes, que posee preferencia por praderas y pastizales en zonas como humedales o bosques, de vez en cuando puede encontrarse en regiones selváticas, pero no es lo habitual.

Es autóctono de países como Argentina, Brasil, Bolivia, Perú y Uruguay; su actividad nocturna es bastante alta, aunque por lo general el aguará guazú prefiere alimentarse antes de la salida o después de la puesta del Sol, durante el resto del día suele permanecer oculto; lográndose considerar como una especie muy tímida para transitar pasos poblados.

Su apariencia es corpulenta en contraste con los otros cánidos, posee manchas negras en sus extremidades y el hocico, algunas de color blanco en la garganta y en ocasiones en el extremo de su cola; sus patas largas son otra característica que le da al animal un peculiar aspecto.

El aguará es muy llamativo, su pelaje es anaranjado rojizo y su modo de caminar le da una apariencia única; al desplazarse lo hace moviendo su lado derecho y luego procede a hacerlo con el izquierdo; por lo que el cuerpo describe un paso particular, como haciéndolo lateralmente indica Cravino.

Se caracterizan por ser grandes caminadores, pueden recorrer grandes tramos de terreno. Aunque pueden correr a grandes velocidades, el zorro grande no suele perseguir a sus presas, una razón a la que deben su desarrollo pectoral, de un volumen pequeño.

Observaciones del animal de acuerdo a su perímetro

Para obtener más información sobre la especie, lo más idóneo sería poder equipar la zona con cámaras trampa en un contorno próximo al lugar observado; ya que el zorro grande se movilizará deprisa a su paso, además la materia fecal o huellas dejadas en el camino sería determinante para posteriores análisis, detalló Cravino.

Por las heces del animal, el Instituto de Investigaciones Biológicas Clemente Estable, especialmente el Departamento de Biodiversidad y Genética, podrá realizar una evaluación genética que permita relacionar los registros que se tienen del animal y proceder a conocer de dónde viene.

La especie puede ser pariente de otros ejemplares que se documentaron en Uruguay, aquellos que desafortunadamente fueron víctimas de la caza o también pudo provenir del país vecino, Argentina. La muestra fecal, por tanto, mostraría más luz acerca de donde proviene la especie, permitiéndoles avanzar más en los estudios, agregó la experta.

La especialista también señaló que, su orden carnívoro, como parte de la familia de los cánidos, se debe más al aspecto morfológico que a su dieta en sí; dentro de este grupo la alimentación es muy amplia y este animal sabe aprovechar las oportunidades.

Pueden alimentarse de mamíferos pequeños, así como de anfibios y algunos reptiles. Su dieta omnívora le permitirá aprovechar también los frutos que encuentre en su camino; por lo que su alimentación puede inclinarse sin problemas a la ingesta de frutas, ayudando a que las semillas puedan esparcirse en el ambiente natural.

Aguará guazú, una especie en peligro de extinción

El aullido del aguará guazú ha jugado un papel muy importante para las regiones que lo escuchan; haciéndolo partícipe de cuentos de camino, mitos y leyendas. Este ronco aullido animal, ha logrado asustar a las personas y le ha brindado ser conocido a través de las generaciones, como el lobizón es algunas zonas.

Lugareños testigos de su presencia, lo relacionan fuertemente a un monstruo de la cultura guaraní, que representa un individuo con una forma física constituida por una mitad hombre y otra bestia; dándole un aire místico y a su vez sembrando terror en personas dedicadas a la vida del campo.

Esta rara especie animal ha perdido poco a poco el derecho a permanecer en su hábitat. Los constantes cambios a los que se ha visto sometido su ambiente natural, lo obliga a escapar de la presencia que ocupa el ser humano; además de verse en peligro por la caza por ignorancia, por sentirse atemorizados o para tomarlos como premio.

El país uruguayo organiza socialmente que estas acciones sean cada vez más rechazadas por las personas, es importante contribuir a una mejor educación y práctica de conservación animal; no solo en ese territorio, sino a nivel mundial.

Compartir noticia:
Salir de la versión móvil