Icono del sitio Noticias.info

Nubes de fuego, un fenómeno formado en los incendios de Estados Unidos

Qué son las nubes de fuego

Nubes de fuego, un fenómeno formado en los incendios

Este verano está siendo la época con más grados de temperatura de los últimos años a causa del cambio climático; pues en lo que va de 2021 han sido registrados múltiples incendios alrededor del mundo. Siendo el oeste de Estados Unidos una de las áreas más afectadas, al presentar una singular formación sobre el cielo que los científicos denominaron como “nubes de fuego”.  

Durante los últimos días han ocurrido un gran numero de incendios que han arrasado con los bosques del oeste de EE. UU; y recientemente se pudo observar una extraña formación de nubes en el cielo que llamó la atención de las autoridades y ciudadanos.

¿Qué son las nubes de fuego?

En un reciente incendio en la ciudad de California y estados vecinos, tanto el cuerpo de bomberos como científicos, informaron a los habitantes sobre la aparición de enormes y humeantes nubes que surgían de las llamas.

A este fenómeno se le conoce como “nubes de fuego”, que provienen de su nombre científico pirocumulonimbos. Este tipo de humo espeso en particular puede llegar a producir otros eventos como tornados y relámpagos; que al mismo tiempo forman más incendios.

El comportamiento de estas nubes suele ser con movimientos rápidos y potentes, capaces de crear sus propios fenómenos meteorológicos, como tormentas eléctricas que son casi imposibles de combatir. Razón por la cual son catalogados como agentes altamente peligrosos.

¿Cómo se crean?

Para que estos fenómenos de la naturaleza puedan darse, tienen que haber ciertas condiciones en el ambiente y la atmósfera, como, por ejemplo, altas temperaturas en el área. Usualmente las nubes de fuego aparecen cuando ocurren incendios descontrolados que expanden su energía, acabando con todo lo que encuentre a su paso.

Según la NASA, estos pirocumulonimbos, son considerados como ‘dragones de nubes con aliento de fuego’; ya que se comportan como una especie de chimenea que transporta el humo hacia la atmosfera, desprendiendo agentes como relámpagos, fuertes vientos e incluso lluvia.

Cuando ocurren incendios masivos, mayormente son alimentados por el viento, y si la llamarada se descontrola, puede tener tanta potencia que el humo generado no logra desplegarse hacia los lados; sino que en su lugar forma una columna llena de calor y humedad, capaz de ascender hasta 10 km hacia el cielo; formando las nubes de fuego por condensación.

De acuerdo al registro publicado el pasado 9 de julio por el Parque Nacional del Valle de la Muerte, en California, las temperaturas alcanzaron los 54,4 ºC. Una cifra sorprendente y alarmante sin dudas.

¿Qué efecto causan las nubes de fuego sobre los incendios?

Los pirocumulonimbos se forman encima de los incendios, provocando que las llamas se expandan con mayor velocidad e intensidad; y muchas veces pueden producir sus propios relámpagos que generan más incendios. Este evento en consecuencia crea un ciclo sin fin de fuego, lo cual hace que sea casi imposible de apagar. Sin embargo, en ocasiones este fenómeno genera lluvias, que pudieran contribuir al cese de los incendios.

Pero lo más preocupante llega una vez que la temperatura desciende cuando cae la noche; ya que las nubes de fuego pueden presentar un peligro a medida que se dirigen hacia el suelo. De ser así, el fuego podría expandirse creando corrientes de humos y brasas que generan más incendios. Así lo hizo saber la jefa de información sobre los incendios del oeste de California, Lisa Cox.

Declaraciones de las autoridades

La profesional Cox afirmó que “este fenómeno es tan potente que puede generar chispas incluso a kilómetros de distancia del fuego principal, extendiendo su humo”. Este último factor dificulta la tarea de los aviones que intentan combatir el incendio, puesto que pierden visibilidad de campo.

Asimismo, Cox expresó que durante la época satelital presenció muchos eventos piroconvectivos relacionados a los incendios forestales. Sin embargo, ninguno de ellos fue tan extremo como el que se generó recientemente.

Por su parte Daniel Swain, científico del clima de la Universidad de California en Los Ángeles publicó por medio de su cuenta de Twitter; en respuesta a una imagen satelital que mostraba columnas de nubes de fuego sobre Lytton, California que, “Esto es literalmente una tormenta de fuego, capaz de producir miles de relámpagos e innumerables incendios nuevos”. Siendo una noticia bastante alarmante.

En cuanto a la interrogante de como combatir este tipo de fenómeno, el profesor de Observación Terrestre del King´s College, Martin Wooster, explicó lo difícil que resulta combatir estos eventos catastróficos.  Pues “para hacerles frente a los incendios exitosamente, se necesita un cambio en las condiciones climatológicas que estimulan los incendios extremos” señaló.

Compartir noticia:
Salir de la versión móvil