Puerto Madero, el barrio más joven de Buenos Aires

Puerto Madero es el barrio más joven de Buenos Aires. Desde 1996, forma parte de los 48 barrios porteños que componen la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Es el barrio de los rascacielos, los diques y las grúas, pero también es el barrio con más zonas verdes de la ciudad y un gran polo gastronómico. Los antiguos docks del puerto se han transformado en bares y restaurantes para visitar tanto de día como de noche.

Hoy es uno de los barrios más exclusivos de Buenos Aires y el que ostenta el km2 más caro de la ciudad. Su símbolo máximo, el Puente de la Mujer, corona los diques e invita a imaginarse una pareja bailando tango. Eso es por lo menos, lo que quiso expresar su autor, el célebre arquitecto valenciano Santiago Calatrava.

Atravesando el Puente de la Mujer

¿Porqué se llama Puerto Madero?

A finales del siglo XIX, la infraestructura portuaria de la Argentina era insuficiente para la economía de un país al que denominaban “el granero del mundo”. Por eso, las autoridades decidieron construir un puerto acorde, con el objetivo de potenciar el comercio. Se llamó a concurso y se presentaron dos ingenieros: Eduardo Madero y Luis Huergo. El proyecto de Madero consistía en una serie de diques intercomunicados con dos canales de acceso, puentes giratorios y dos entradas en cada extremo.

Este proyecto se impuso frente al del Ingeniero Huergo y, en 1887, se inició la construcción de cuatro diques y dos dársenas. El proyecto fue verdaderamente costoso y se construyó en etapas. En 1889 se finalizó la primera parte de los diques y los depósitos de mercaderías de grandes dimensiones en los terrenos junto a los diques. Estos edificios se conservan hoy en día transformados en oficinas y restaurantes. Los podemos reconocer por el uso del ladrillo a la vista de estilo inglés.

Un proyecto que no funcionó

Cuando el puerto proyectado por Madero empezó a funcionar, la nueva estructura mostró muchas deficiencias operativas y pronto resultó obsoleto.

El proyecto de Madero buscaba crear un enorme puerto para un país agroexportador de materias primas de enormes dimensiones, pero tenía sus contras: Los sedimentos del río tapan el canal, que era muy angosto para las grandes embarcaciones de principios del siglo XX, y se embotellaba constantemente con el caudal de barcos. Todo lo invertido en construir este puerto se desaprovechó porque solo sirvió para los barcos más pequeños.

Hotel HIlton, Torre Pelly y grúas de Puerto Madero

Por eso, entre 1911 y 1930, se decidió poner en marcha la construcción de otro puerto basado en el proyecto del Ingeniero Huergo que es hasta hoy el puerto de ultramar de Buenos Aires. El proyecto tenía forma de peine y aprovechaba la costa del río más ancho del mundo. Eran diques paralelos, lo que permitía recibir barcos de grandes dimensiones como cruceros.

¿Qué fue del viejo puerto de Eduardo Madero?

En 1918 el viejo puerto de Madero se re-acondicionó como balneario Municipal. Lamentablemente, en la época de 1950 pasó a ser una de las zonas con mayor abandono y deterioro de la ciudad. En 1989, el Gobierno Nacional, en conjunto con el gobierno de la ciudad y algunas entidades privadas, creó la Corporación del Antiguo Puerto Madero para urbanizar las 170 hectáreas que quedaron sin uso. Así, Puerto Madero se convirtió en un área residencial, administrativa, gastronómica y turística. Desde 1996, es oficialmente uno de los barrios más jóvenes de la ciudad y uno de los polos gastronómicos para disfrutar en la noche porteña.

Puerto Madero hoy

Puerto Madero se convirtió decididamente en un centro de múltiples actividades, atracción turística y sitio elegido por muchos porteños para su recreación y esparcimiento en los fines de semana, debido a la alta calidad de sus espacios verdes, sus amplias calles y bulevares y su oferta gastronómica y cultural.

Hoy Puerto Madero es un barrio moderno, de altos rascacielos, áreas verdes y una gran zona de bares y restaurantes. Un lugar para visitar tanto de día como de noche, para parar a desayunar luego de realizar alguna actividad deportiva en la reserva ecológica o en los grandes parques del barrio. O tan solo caminar para admirar el Puente de la mujer, las embarcaciones de la armada, el Yatch club y el skyline de los edificios inteligentes que poblaron la zona. Puerto Madero tiene el orgullo de poseer el edificio más alto de la ciudad, la Torre Alvear, de 235 metros de altura y uso residencial.

Durante la noche los diques ofrecen un paisaje increíble cuando reflejan el cielo y las luces de la ciudad en el agua. No te pierdas Puerto Madero por la noche, con los rascacielos iluminados y el Puente de la mujer sonriéndole a los visitantes.

Puerto Madero

El Río de la Plata, omnipresente

Uno de los límites del barrio es el inmenso Río de la Plata. Los porteños son también rioplatenses. El Río de la Plata, el más ancho del mundo, fue descubierto en 1516 por Juan Díaz de Solís quien lo denominó en ese entonces “Mar Dulce”, debido a que entre las costas de este río hay 220 km de aguas. Es la fuente proveedora del agua de la ciudad y constituye también la frontera natural entre la República Argentina y la República Oriental del Uruguay.

Compartir noticia: